Beabloo y la Inteligencia Artificial aplicable a las Smart Cities

La Inteligencia Artificial está cambiando por completo el funcionamiento de las empresas, y el mundo con ellas. La tecnología vinculada a la Inteligencia Artificial está siendo clave para construir ciudades inteligentes con el objetivo de mejorar la calidad de vida en las grandes urbes. Conseguir llevarlo a cabo requiere gran cantidad de aplicaciones y tecnologías, también inteligentes, que se están implementando en las ciudades a día de hoy y que afectan directamente a todos los aspectos de la vida de los ciudadanos.

Según un estudio de la consultora McKinsey, las aplicaciones utilizadas en ciudades inteligentes pueden mejorar algunos indicadores clave de calidad de vida entre un 10 y un 30 por ciento. Las tecnologías necesarias para llevarlo a cabo incluyen cámaras, sensores, cartelería digital interactiva o aplicaciones móviles que recopilan datos de las personas, de manera anónima y respetando la privacidad, y utilizan analíticas capaces de personalizar los mensajes y mejorar su experiencia en el día a día. De esta forma, se puede entregar información en tiempo real sobre el estado de la ciudad, ya sea tráfico, condiciones meteorológicas, contaminación, búsqueda de lugares de interés…

A esto se dedica la empresa española Beabloo, pionera en Business Intelligence, que desarrolla un conjunto de soluciones, conocidas como ‘Active Customer Intelligence Suite’ (ACIS), destinadas a comunicarse con los clientes, analizarlos y crear experiencias automatizadas y personalizadas. Algunas de estas soluciones están basadas en Inteligencia Artificial, como las que están desarrollando desde su laboratorio de proyectos innovadores, denominado ‘Beabloo AI Research Lab’, de donde surgen nuevas aplicaciones de Inteligencia Artificial, enfocadas especialmente para marcas y minoristas, que mejoran la experiencia del cliente y el servicio que se ofrece.

Uno de los prototipos desarrollados en el laboratorio de inteligencia artificial de Beabloo es Minerva, la cartelería digital guiada por IA. Minerva se encarga de analizar la audiencia en tiempo real, comprendiendo qué contenidos son más atractivos para el espectador y mejorando la experiencia de los ciudadanos. Minerva activa sistemas de cartelería digital, mostrando el contenido más deseado en el momento y el lugar oportunos, mediante predicciones que realiza de manera automática. De esta manera, los ciudadanos reciben en la cartelería digital instalada en la ciudad, los contenidos que puedan serles útiles para interactuar con ellos y recibir información.

Otra de las soluciones desarrolladas en ‘Beabloo AI Research Lab’ para mejorar la experiencia de los ciudadanos es Halo, el asistente por voz guiado por IA que permite interactuar con las personas que se encuentran cerca de su ubicación. Según la consultora Gartner, para 2020, el 20% de los ciudadanos en los países desarrollados utilizarán asistentes de inteligencia artificial de manera diaria. De este modo, Halo se encuentra en el punto de cartelería digital y se dirige a las personas de forma amable y fácil de entender. Los ciudadanos pueden pedir a Halo que les encuentre los lugares, productos o servicios que están buscando, que localice las últimas ofertas o que les recomiende eventos, restaurantes o actividades. Además, según Gartner, en 2022, el 40% de los empleados que trabajan de cara al cliente consultarán a un agente de soporte de IA de forma diaria. Esto quiere decir que soluciones como Halo, con las que los trabajadores conviven durante las horas de trabajo, sirven también para formar y dar soporte a la plantilla.

Beabloo va a participar en Smart City Expo, evento que se va a realizar en Barcelona del 13 al 15 de Noviembre. Beabloo va a presentar, junto a Salvi Lighting Barcelona, una demo de Halo instalada en una farola hipotéticamente situada en Paseo de Gracia en Barcelona. La demo se compondrá de una pantalla equipada con una cámara, el hardware de Aaeon, el software de Beabloo y el chatbot inteligente Halo. Cuando el viandante se aproxima y es detectado por la cámara, Halo se activa y se dirige a la persona para ofrecerle, de manera interactiva, ayuda a la hora de encontrar puntos de interés, atracciones turísticas y servicios municipales ubicados en esa zona. Un ejemplo práctico de cómo sacar partido a la cartelería digital en las ciudades.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*